30 DÍAS DEVOLUCIONES Y CAMBIOS

ENVÍOS GRATIS A TODO EL PAÍS

DISCRETOS Y TOTALMENTE CONFIABLES

Cra 7 Bis a # 124-70, Bogotá

¡El mejor sexo oral de tu vida!

¡El mejor sexo oral de tu vida!
Juguemos con nuestra lengua y que el placer hable por nosotr@s. 

¿Te preguntaste algunas vez qué pasaría si no existiera el sexo oral? La respuesta es muy simple: nunca podría ocurrir tal cosa, porque el sexo oral depende de nosotr@s mism@s. Depende de qué tanto placer estamos dispuestos a dar y recibir. 

Si eres de esas personas que nunca practicó el sexo oral ¡no te preocupes! Para todo siempre hay una solución y en Secretos te vamos a dar todos los consejos para tener en cuenta. ¡Disfruta al máximo de tu universo sensual!

Lo primero que tenemos que tener en cuenta es que en el sexo oral no todo pasa por la lengua, ni los movimientos que hagamos, mucho menos tiene que ser un momento de análisis profundo y estrés para ser l@s mejores practicándolo. Somos seres humanos que aprendemos de la práctica. Y no todo depende del que esta haciendo el sexo oral porque también es importante la actitud con la persona con quien estás compartiendo ese momento. 

Consejos para el sexo oral: Una de las cosas más importante es la química. ¡Pero no la que estudiamos en el colegio! Sino la que tengas con tu pareja o amig@, porque es importante aclarar que el sexo oral lo puedes tener con quien elijas. 

1) Atender las partes erógenas. El cuerpo tiene muchas partes erógenas que también nos llenan de placer. Puedes besar los pechos, el cuello, el estómago, las caderas o los muslos hasta generar el clímax y sobre todo hacer durar y disfrutar cada instancia de tu juego erótico. No te olvides que tu boca no es tu única herramienta, también tenemos nuestras manos y juguetitos sexuales. ¡Usémoslos! te van a ayudar a darle ritmo y agilidad durante la acción. Puedes acariciar la vulva y el pene. En caso del pene, puedes ejercer presión sobre él y en la vulva se puede acariciar el punto G ya sea con los dedos o con un juguetito de punto G que incremente el placer con la vibración mientras la boca hace pequeños estímulos en la zona. 

2) Usar la lengua. Tu mejor aliado en estos momentos es tu lengua. Sácale provecho y no te limites en sus movimientos. Algunos de ellos pueden ser circulares, haciendo topecitos, arriba, abajo, rápido, despacio, succionando y todos los que se te ocurran hacer en ese momento siempre con un ritmo lento.  Olvídate de si lo estas haciendo bien o mal, conéctate con tu placer y el de tu compañer@, miral@ a los ojos cuando lo necesites y nunca dejes de acariciar. Y lo más importante: deja fluir el momento. Prueba también con la Lengua Vibradora Tongue Teaser 6 cm. Es agregarle más diversión al momento.

Movimiento de lengua para la vulva. Lo primero que tenemos que saber es que la vulva consta de 5 partes con las que siempre vamos a estar en contacto: clítoris, labios mayores, labios menores, la vagina (interior), el vestíbulo vaginal (entrada).

Movimientos introductorios. Puedes empezar acariciando el cuerpo de tu pareja así se va introduciendo en un estado de excitación. Cuando veas que es el momento puedes empezar acariciando con tu lengua la zona de los labios mayores y labios menores, las caricias que vas a hacer tienen que ser muy suave rozando la zona con tu lengua colocada en una posición plana, como si estuvieras lamiendo una paleta. Ayúdate con un lubricante de sensación calor o frío, el que más les guste. No olvides que todas las sensaciones que vas sintiendo en tu boca también las está teniendo tu pareja, este momento es perfecto para conectarse con tu pareja. acaricia con tus manos o un juguetito otras zonas erógenas del cuerpo; pueden ser los muslos, los senos, pezones, el abdomen y todas las zonas que desees en ese momento. Un aceitito también nos puede funcionar para acrecentar toda esta pasión.

Adentrándonos un poco más en la vulva… Ya estando tu pareja excitada y la vulva bien lubricada puedes empezar a acariciar únicamente la zona de los labios menores, los movimientos que hagas pueden ser de arriba hacia abajo con la lengua plana o con la punta de tu lengua, haciendo pequeños roces, prueba aumentando los movimientos de forma más rápida y empieza a ejercer un poco de presión en la zona. Hasta el momento no hemos tocado todavía la zona del clítoris, así podemos generar más placer en tu pareja, puedes comenzar rozando el alrededor de la zona con tu lengua de forma muy suave pero sin tocarlo. Tienes que estar muy pendiente de las expresiones corporales de tu pareja, si ves que su espalda se empieza a arquear, tensiona los muslos o aprieta las sabanas sabes que el sexo oral viene por muy buen camino y tu lengüita esta hecha fuego. 

Movimientos de succión. Llegó el momento de empezar a succionar la zona, a tod@s nos gusta un poquito de succión, hay que tener cuidado de hacerlo muy fuerte porque podemos lastimar. No te olvides que ya la zona está muy sensible y receptiva por todo lo que vienes haciendo, tienes que empezar a succionar los labios y el clítoris de forma muy suave, de a poco puedes ir incrementando la sensación. Mientras sigues ejerciendo las succiones puedes empezar a introducir los dedos en la entrada vaginal y empezar a presionar la zona rugosa que se encuentra adentro, vas a ver como tu pareja empieza cada vez más a reaccionar con todos estos movimientos y los gemidos hablan por sí solos. Un juguetito especializado en esta función es el Succionador-Vibrador Luxury Prét-à-Porter. Un experto en el arte del sexo oral... Ya lo notarás.

El clítoris. Como el clítoris no lo podemos dejar de lado en el sexo oral, llegó el momento de empezar a estimularlo. La vulva ya está lubricada y tu pareja excitada, ahora empieza a hacer movimientos circulares en la zona. Si tu pareja es muy sensible puedes hacerlo sobre el capuchón del clítoris y no estimular la zona directamente, todo depende de la sensibilidad que tenga tu pareja. No olvides de no abusar de esta zona y dejar de lado las otras zonas de la vulva como los labios menores, puedes ir intercalando los movimientos de la lengua en las diferentes zonas. 

Movimientos de lengua para el pene. Para mantener el pene lubricado podemos comenzar pasando la lengua de forma plana sobre el tronco del pene desde la base hasta el glande. Recuerden ayudarse con un producto de sensaciones frío o calor y sabores. El Dickalicious Gel Masculino Sexo oral 2 Oz. ayudará a intensificar el placer, la lubricación facilita los movimientos de la lengua y la mano al momento de masturbar el pene. Mientras comenzamos a acariciar el pene con la lengua puedes usar tus manos para sostenerlo y de a poco empezar a hacer movimientos de arriba abajo, así también masturbamos al pene y ayudamos a que no todo pase por la lengua logrando agregarle ritmo al sexo oral. 

 

Adentrándonos más en el sexo oral para el pene. Si quieres que tu pareja estalle de placer no te olvides que una de las partes más sensibles del pene se encuentra en el frenillo que es debajo de la cabeza, en esta zona puedes hacer movimientos circulares con la punta de tu lengua y puedes hacer pequeñas succiones, todo depende de las reacciones que está teniendo tu pareja. ¡Conéctate siempre con sus movimientos corporales! Los testículos también forman parte del placer, si los acaricias con la lengua colocándola en forma plana, puedes jugar un poco con ellos. Mientras haces esto, no te olvides de continuar acariciando el pene al igual que las otras zonas erógenas de tu pareja como los muslos, sus caderas, todo lo que sepas que le genera placer. Puedes hacerlo con tu mano o con un vibrador pequeño, no se nieguen a descubrir todas las sensaciones que genera la vibración. Huevito Vibrador Satisfyer LayonsPuedes introducir el pene en la boca de tu pareja sin ahogar a la persona que está ejerciendo la felación, no olvidemos que el sexo oral lo tienen que disfrutar los dos, y todo lo que hagamos tiene que estar consensuado por nuestra pareja, si existe algo que haga sentir incomod@ a nuestra pareja paramos y no lo hacemos más. 

No te limites con la humedad, eso te va a ayudar con la lubricación y con los movimientos, una zona seca va a ser muchas más difícil de acariciar y estimular que una zona lubricada o húmeda. 

Ayudas extras para el sexo oral. Puedes ayudarte con Lubricantes de sensaciones y sabores. (tienen que ser a base de agua para el sexo oral). También los preservativos son ideales para estas prácticas. Un dato muy importante es que las ETS siempre están presentes, no solo en la penetración, sino también en el sexo oral, por eso siempre hay que hacerlo con un preservativo, y en el caso de que no te den ganas de usarlo, piensa en todas las enfermedades que puedes evitar, y un forrito no nos va a cortar el placer ni la conexión con nuestra pareja. 

Experimenta hacer el sexo oral junt@s al mismo tiempo (posición del 69) o prueba intercambiar las posiciones para que el placer sea mutuo y que nadie sufra de sequedad. En todo momento trata de tener una comunicación fluida, pregunta si lo estas haciendo bien o cómo le gustaría al otr@ que lo hagas para saber cuándo hay que parar o seguir. No te olvides de comunicarte y expresar cómo te sientes. 

El clásico. La primera posición por la que vamos a comenzar es muy simple y fácil de hacer. De hecho es una de las más cómodas, puede ser buena aliada cuando estamos cansad@s o no tenemos mucha energía. La persona que va a recibir el sexo oral tiene que estar recostad@ de forma horizontal sobre una superficie lisa como la cama o el piso. Mientras tanto, la persona que va a realizar el sexo oral tiene la cabeza apoyada sobre el vientre de la persona con dirección a los genitales, y va a ir bajando a medida que va haciendo la felación o cunnilingus. Esta postura es ideal porque las manos quedan totalmente libres y permite que las personas involucradas puedan acariciar, masajear o hacer lo que desean con sus manos. el uso de una balita vibradora en estos momentos aumenta el placer. También la persona que está recibiendo puede concentrarse en todas las sensaciones que su cuerpo le está generando, e incluso puede tener contacto con su pareja usando las manos. No olvidar nunca el contacto visual, puede elevar la excitación.

La cabalgata. Esta es otra posición que nos hará volar la cabeza, es ideal para las personas cuya destreza no se encuentra en la lengua, y que tengan muchas ganas de sentir en su totalidad los genitales de tu pareja. Para esta posición hay que tener mucha confianza con tu pareja sexual ya que la posición consta de sentarse sobre los hombros de tu pareja mientras ést@ se encuentre acostad@ boca arriba; las piernas quedan colocas en cada lado alrededor de la cabeza dejando los genitales muy cerca de la cara de tu pareja dándole acceso total a que pueda chupar, besar, acariciar, masturbar y masajear todo lo que desee. En esta posición el control lo pueden ejercer las dos personas ya que depende de que quieres que te hagan, la persona que está arriba puede controlar el sexo oral con los movimientos y la que se encuentra abajo puede jugar con toda la zona. 

La buceadora. Esta posición es ideal para las personas que están haciendo la felación por su comodidad y facilidad. Para realizar esta pose tiene que estar una persona recostada sobre una superficie plana boca arriba con una almohada en la cabeza así le da altura y mayor accesibilidad para el sexo oral, la persona que recibe tiene que estar de pie colocando su genital cerca de la boca de su pareja. Esta posición es perfecta para cambiar el control de la felación. La persona que está recostada puede quedarse quieta y el control de los movimientos lo puede tener el que se encuentra de pie o viceversa. 

Que nada te detenga, comienza a introducir el sexo oral como una de tus prácticas sexuales y disfrutemos de todas los placeres que nos puede regalar nuestro cuerpo, juguemos con nuestra lengua y que el placer hable por nosotr@s. Así que, si tienes ganas de hacerlo y no te atreviste, o no sabes, o quieres innovar. con este blog ya puedes ponerte ¡manos a la obra!

Compartir

Tu opinión nos interesa

:

: